Posicionamiento del Dip. Andrés Atayde en comparecencia del titular de la Secretaría de Finanzas del DF

Con su venia Diputado Presidente.

 

Parafraseando a Joseph Stiglitz:

“La política de la hacienda pública, es decir, lo relativo a los ingresos y egresos de nuestra ciudad, debe basarse en 4 principios: simpleza, justicia, eficiencia y transparencia”.

Los saludo, Diputadas y Diputados, representantes de los distintos medios de comunicación,  vecinas y vecinos que hoy nos acompañan, pero también saludo a quienes hoy, debido a la enorme desconfianza que generamos las y los políticos, no conocen que hoy hablaremos de algo tan importante como son las finanzas públicas de la Ciudad de México.

Bien. Pasemos a analizar su reciente informe, señor Secretario.

Comenzamos reconociendo lo positivo. Pues existen temas particulares de las finanzas públicas de nuestra Ciudad, que se han hecho bien:

  1. Aplaudimos, señor Secretario, las medidas simplificadoras que se pusieron en marcha. El esfuerzo que la Secretaría a su digno cargo ha hecho para modernizar el sistema tributario, y así permitir el pago oportuno, propició, entre otras cosas, el incremento de los ingresos locales, pasando de 69 mil 179 millones de pesos en el 2013 a recaudar 81 mil 861 millones de pesos en el 2014; lo que significa una cifra récord y, además, un incremento del 13.8 por ciento respecto al año anterior. Y si tomamos en cuenta los ingresos locales de los primeros 6 meses de este año, respecto al mismo periodo del año pasado, tenemos que los ingresos locales incrementaron un 14.9 por ciento en términos reales.

Coincidimos con usted que esto no es casualidad. En economía, solamente existen causalidades. El incremento en la recaudación de diversos impuestos, como lo son el Predial y la Tenencia o Uso de Vehículos, así como la creación de beneficios e incentivos fiscales para el cumplimiento de las y los contribuyentes de esta Ciudad capital, crecieron, entre otras variables explicativas, por su esfuerzo en la modernización tributaria, entendida como la diversificación de las formas de pago. La sencillez administrativa para optimizar la recaudación, señor Secretario, invariablemente es un logro.

El segundo tema particular, que venimos las y los Diputados del PAN a reconocerle es:

  1. El manejo responsable de la deuda. En este sentido, le aplaudimos los reconocimientos AAA que ha recibido el Gobierno de la Ciudad por el manejo responsable y eficiente de la deuda pública. Si bien el saldo de la deuda al cierre de junio del año en curso no es menor y nos coloca como la Entidad Federativa más endeudada del país, podemos reconocerle que la deuda es manejable, ya que representó únicamente el 2.2 por ciento del Producto Interno Bruto local, menor al 2.9 del promedio nacional.

Acabemos con los mitos. La deuda per se no es negativa, ya que funciona como fuente de ingresos adicional, siempre y cuando se emita con seriedad y responsabilidad. Lo que quisiera sugerirle es que disminuyamos la deuda per cápita, pues el Distrito Federal ocupa el quinto lugar del país; así como valorar si en efecto, dados los excedentes de ingresos, se requiere contratar más deuda que algún día terminaremos pagando las y los capitalinos. Aun así, le reconocemos su trabajo en este tema.

Como ya ha dejado claro el PAN, no tendremos mayor problema en reconocer los logros y éxitos del Gobierno de la Ciudad.Ya que sus logros y éxitos, se traducen en beneficios para las y los que habitamos en esta capital. Y en este sentido, la simplificación y el manejo de la deuda, son logros de la Secretaría que usted encabeza.

Pero no todo está bien, señor Secretario. Procedo a contrastar su realidad, con la realidad que vivimos las y los capitalinos en términos de justicia, eficiencia y transparencia.

Aún con el informe vertido a esta soberanía, surgen numerosas dudas, que hoy o en su momento habremos de aclarar con toda la disposición de diálogo del PAN.

  1. El costo que genera a las finanzas públicas capitalinas los estímulos fiscales contenidos en el Código Fiscal del Distrito Federal y que pretenden funcionar en beneficio de la comunidad. Hablo de los Gastos Fiscales, ya que aún no queda claro a qué sectores o agentes económicos en particular benefician estos estímulos. Lo hemos dicho antes y lo decimos hoy: el PAN no está en contra de ayudar a quien más lo necesita, al contrario. Una ayuda bien focalizada es una política social óptima; pero la existencia de estímulos fiscales sin identificar su incidencia económica, implica una pérdida en bienestar social.
  1. El gasto corriente, señor Secretario. Reconocemos el esfuerzo que ha realizado, ya que si analizamos la composición del Gasto Programable en la Ciudad en los últimos tres años, podemos observar que el gasto corriente ha disminuido en un 2% respecto al gasto de capital. Pero no podemos dejar de lado que la composición del Gasto Corriente tiene un claro desequilibrio, ya que los Servicios Personales representan el 53.26% al cierre del segundo trimestre de este año. Lo invitamos desde el PAN a fortalecer las medidas del Plan de Austeridad de la Ciudad de México, ya que dado el entorno financiero nacional e internacional, “ahorrar” mil 300 millones de pesos, caeteris paribus, suena escaso.
  2. Me permito hablarle sobre la insuficiente visión federalista que existe en la política de gasto. Muchos años escuchamos a los distintos Jefes de Gobierno buscando el pleno reconocimiento al Distrito Federal en términos de diversos puntos: el primero, lo que nuestra ciudad capital aporta al Producto Interno Bruto del país; segundo, la cantidad de personas que habitamos aquí, así como la gran cantidad de población flotante que recibimos por la infraestructura de la ciudad, derivando en la existencia de los costos de congestión, de servicios de salud, de seguridad pública y de subsidios; y, tercero, ser la sede de los poderes federales y de gran parte de la Administración Pública

Todo este discurso utilizó como principal argumento el federalismo. De esta misma manera, y siendo congruente con el discurso utilizado previamente por usted, me atrevo a preguntarle: ¿Qué porcentaje del gasto ejercido en lo que llevamos del año va destinado a las Jefaturas Delegacionales? Contesto, señor Secretario: el 16.54%. ¿Es justo que las Delegaciones ejerzan este porcentaje cuando son ellas las que escuchan y atienden muchas de las necesidades de las y los vecinos de la Ciudad de México? Me parece que no.

Acudo al espíritu descentralizador con el cual peleamos con suficientes argumentos a la Federación nuestros recursos, para ahora señor Secretario, descentralizar las finanzas públicas de la Ciudad y destinar muchos más recursos a las Delegaciones. Cuente con nosotros además, para lograr la permanencia del Fondo de Capitalidad en la Ley de Coordinación Fiscal, pidiéndole que por lo menos el 20% se dirija a las Jefaturas Delegacionales.

  1. Por último, señor Secretario, le pedimos que para las grandes obras pendientes en la Ciudad, como la extensión de las líneas del metro y el deprimido Mixcoac, además de escuchar a las y los vecinos, nos muestre y haga público el costo y beneficio esperado de cada proyecto; así como el monto y procedencia de los recursos que se habrán de utilizar, porque en su mayoría son recursos federales y procedentes de endeudamiento, por lo cual el compromiso en monto y resultados debe ser claro.

No queremos una sorpresa de dimensiones mayúsculas como la de la línea 12, que al inicio costaba menos de 20 mil millones y terminó costando más de 50 mil millones pesos, y que hoy seguimos pagando las y los capitalinos. Hoy les decimos a las y los vecinos de la Ciudad, así como a todas las organizaciones que impulsan la agenda de Movilidad Sustentable, que cuentan con el PAN. Estamos seguros que para el ejercicio fiscal del próximo año habrá muchos más recursos para seguir colocando al peatón y a los medios de transporte alternativos al automóvil como prioridad.

Todas éstas señor Secretario, son sólo dudas, como existen muchas más y más específicas. Pero reitero, son dudas que habremos de platicar hoy o en los meses que vienen, incluso en el proceso de discusión del paquete económico de la Ciudad en diciembre próximo, todo con el afán de otorgar transparencia, veracidad y confiabilidad a las y los capitalinos, quienes cuentan con el PAN para saber de dónde, cómo y con qué  argumentos es gastado cada uno de los pesos que tiene disponible esta administración en cada ejercicio fiscal.

Si bien las finanzas públicas constituyen un tema sumamente técnico, la visión del PAN es clara: que las políticas de ingreso y gasto se traduzcan en mejores condiciones de vida de las y los que habitamos la capital social. Tenemos enormes áreas de oportunidad en las finanzas públicas de la Ciudad.

Para concluir, quiero decir que la bancada del PAN en la VII Legislatura tiene dudas, muchas dudas, respecto a la estimación de los ingresos. Antes de aprobar el paquete económico, señor Secretario, deben quedar aclaradas estas, en nuestra perspectiva, inconsistencias.

Señor Secretario, cuenta con el PAN para apoyar y aprobar todo lo que según nuestra perspectiva beneficie a la comunidad.

Next ArticleNecesario contrastar la realidad de la Secretaría de Finanzas del DF con la que viven los capitalinos: Dip. Andrés Atayde